Iglesias pide avanzar hacia una nueva República en plena crisis de la Monarquía y del Covid-19

Partidos 19 de septiembre de 2020 Por Redacción
Iglesias anima a tener la valentía y la audacia para poner sobre la mesa la necesidad de que España avance hacia el horizonte de una nueva República.
Consejo Ciudadano Estatal de Podemos

El vicepresidente segundo del Gobierno y líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, animó este sábado a entender el “momento histórico de crisis en el que se encuentran la monarquía española y el modelo de Estado" actual y pidió "tener la valentía y la audacia para poner sobre la mesa la necesidad de que España avance hacia el horizonte de una nueva República”.

Así lo indicó durante su intervención en el Consejo Ciudadano Estatal de su partido, donde apenas hizo referencia a la actual crisis sanitaria por la pandemia de Covid-19 y centró casi todo su discurso en una arenga para que pronto aparezca un horizonte republicano “en el que la democracia llegue también a la Jefatura del Estado”.

En este sentido, apuntó que "cada vez menos gente entiende en España, especialmente la gente joven, que en pleno siglo XXI la ciudadanía no pueda elegir quién es su Jefe de Estado y que éste no tenga que responder ante la Justicia como cualquier ciudadano o como cualquier cargo público y que no pueda ser apartado si comete algún delito".

Apostó también por un horizonte republicano como proyecto que fortalezca los derechos sociales, los servicios públicos, la igualdad de género, la educación y la cultura, que “representan en última instancia las bases materiales de la democracia”.

Además, dicho proyecto como “elemento modernizador” del país, que deje atrás un modelo económico basado en la especulación inmobiliaria, la exclusividad del turismo y la contratación pública, “del que la monarquía fue un eficaz promotor”, que es un modelo que en esta crisis “ha rebelado su debilidad en toda su magnitud, que condena a los sectores populares a la precariedad y que se ha convertido en el principal obstáculo para el desarrollo económico en España”.

Iglesias comentó que la monarquía “ya no representa las nuevas oportunidades de negocio de los sectores empresariales más dinámicos” y añadió que esos sectores tienen que formar parte de un horizonte republicano, que “también significa modernización económica de España, mayor eficiencia y mayor capacidad competitiva en el marco de Europa”.

El vicepresidente constató que, “seguramente esta disociación entre los intereses económicos de España y las viejas estructuras, rebela el agotamiento del papel histórico que la monarquía jugó en nuestra patria”.

Además, insistió en que un horizonte republicano servirá como escenario de superación de la crisis territorial que vive España, “como horizonte de país con una organización más federal, más confederal, construida sobre la fraternidad y el reconocimiento de la diversidad y la plurinacionalidad de España”.

Dicho horizonte, confió Iglesias, podrá representar un proyecto común que apele a todos los pueblos del Estado frente a la crisis territorial que nos ha llevado el modelo centralista encarnado por la monarquía, que “es ajeno a la pluralidad constitutiva de nuestra patria y en el que millones de personas no se sienten incluidas”.

Por ello, indicó que hay que trabajar y construir alianzas para trabajar en este horizonte republicano. “Tiene que ser una de las tareas políticas fundamentales de Podemos en los próximos tiempos y, para ello, va a ser fundamental el papel que va a jugar nuestra militancia”.

En este sentido, reconoció que es evidente que, a día de hoy, “no existe una correlación de fuerzas en el Parlamento que pueda desbloquear una reforma constitucional en clave republicana”, pero aseguró que “en política las cosas pueden cambiar” y añadió que “nuestra fuerza política es la mejor prueba de que las cosas pueden cambiar”.

Para finalizar, apuntó que “sabemos algunas cosas sobre objetivos que parecen imposibles, pero que acaban por convertirse en realidad y, a veces, mucho más rápido de lo que pudiera parecer”, porque “parecía imposible acabar con el bipartidismo que se había repartido el poder en España durante 40 años, también imaginar hace unos años o meses que Podemos iba a romper la cláusula de exclusión histórica según la cual la gente que pensaba como nosotros podía presentarse a las elecciones pero no podía tener ningún poder en el Estado”.

“Era difícil imaginar que una fuerza política con solo seis años de existencia, sin pedir un solo euro a los bancos, iba a lograr llegar al Gobierno de España, pero Podemos llegó para hacer posible lo imposible”, por lo que animó “a seguir avanzando, que sí se puede”.
(SERVIMEDIA)

Redacción

Periódico digital de actualidad, abierto a la participación de sus lectores, seleccionando las últimas noticias para opinar, compartir y transformar la realidad.

 prensaldia.com es un periódico para tomar posición, opinar y participar 

Si quieres publicar artículos, fotografías o vídeos, envía el material junto con tus datos a [email protected], el material será moderado y publicado. ¡Participa!

Te puede interesar