Frío ártico y nevadas copiosas el fin de semana por la borrasca Arwen

Actualidad - España 27 de noviembre de 2021 Por SERVIMEDIA
- La nieve se intensifica en el norte peninsular - Más de media España se congelará en la madrugada del domingo
madrid-sureste-solucion-realista2

Las nevadas de los últimos días en la mitad norte peninsular se intensificarán este fin de semana por un frente frío asociado a la borrasca Arwen, nombrada por el servicio meteorológico británico (Met Office), en tanto que una masa ártica recrudecerá el frío hasta el punto de que más de media España se congelará en la madrugada de este domingo.
La predicción de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), recogida por Servimedia, señala que 29 provincias repartidas por 12 comunidades autónomas y la ciudad de Melilla tienen avisos este sábado por nieve, lluvia, viento o mala mar. El temporal de invierno adelantado mantendrá avisos este domingo en 28 provincias distribuidas por 13 comunidades y Melilla por esos mismos fenómenos meteorológicos adversos.

Tanto el sábado como el domingo hay avisos de nivel naranja -riesgo importante para actividades al aire libre- en varias provincias del tercio norte por nevadas copiosas que podrían dejar al menos 25 centímetros de espesor de nieve sobre el suelo.

La borrasca Arwen afectará a la península con un frente frío que penetrará por la costa cantábrica a primeras horas del sábado e irá de norte a sur, lo que acentuará las nevadas y las lluvias persistentes en la mitad norte peninsular.

“El tiempo frío va a continuar durante el tramo final de la semana con la llegada de una masa de aire ártico procedente de latitudes muy altas. Atención, porque dejará nevadas copiosas en el extremo norte de la península”, apuntó Rubén del Campo, portavoz de la Aemet.

VIERNES

Respecto a este viernes, las lluvias se extenderán a la mayor parte de Canarias, con posibilidad de que se acumulen 60 litros por metro cuadrado en 12 horas en todas las islas occidentales y 40 litros en las orientales. Esas precipitaciones serán localmente fuertes en puntos de El Hierro y La Palma, mientras que en cumbres de La Palma y Tenerife podría nevar. Las lluvias posiblemente remitan al final del día.

Mientras, en la península se irá configurando una situación de vientos del norte que dará lugar a nubosidad abundante y precipitaciones intensas y persistentes en el norte de Galicia, las comunidades cantábricas y el norte de Navarra. En el resto del extremo norte peninsular también lloverá, aunque con menor intensidad, y se esperan chubascos en zonas montañosas del resto de la península y en puntos del sur del área mediterránea, norte de Cataluña y Baleares.

La cota de nieve estará entre 700 y 900 metros en la mitad norte, y a unos 1.200 metros en el sur. Las nevadas podrían ser copiosas en la Cordillera Cantábrica y el norte del Sistema Ibérico. A lo largo del día, los cielos irán clareando en la mitad sur peninsular. Soplarán vientos intensos del norte y del noroeste, sobre todo en zonas litorales y de montaña, así como en el valle del Ebro y Baleares.

Las temperaturas bajarán y habrá heladas nocturnas en zonas altas, con posibilidad de que sean localmente fuertes en Pirineos y en páramos del centro peninsular.

FIN DE SEMANA

Este fin de semana seguirán llegando vientos intensos del noroeste, que arrastrarán una masa fría de aire ártico procedente de latitudes muy altas. “Así, habrá precipitaciones abundantes en el extremo norte peninsular, que en las comunidades cantábricas serán fuertes y persistentes, y, además, podrán estar localmente acompañadas de tormenta y, en algunos casos, de granizo menudo”, apuntó Del Campo.

Con la llegada del frente frío asociado a la borrasca Arwen, las nevadas se extenderán a gran parte del tercio norte peninsular, así como a otras zonas de la mitad norte peninsular, principalmente montañosas. Se espera que sean copiosas en el Sistema Central, el este de Galicia, el norte y el noreste de Castilla y León, el centro de Navarra y País Vasco.

Las nevadas serán especialmente intensas en la Cordillera Cantábrica y Pirineos, con acumulaciones de nieve que pueden llegar a los 25 centímetros en puntos de Asturias a partir de los 700 metros, y a 20 centímetros en la Cordillera Cantábrica oriental y Pirineos occidentales, donde por la tarde las cotas bajarán a los 600 metros. Además, también se esperan precipitaciones persistentes en toda la cornisa cantábrica.

La cota de nieve bajará a entre 500 a 700 metros, según las zonas. “Durante el fin de semana podría nevar en ciudades como Pamplona, Vitoria e incluso en Burgos”, indicó el portavoz de la Aemet. Las precipitaciones podrán extenderse débilmente al Sistema Central y el Sistema Ibérico, sin descartar que aparezcan chaparrones en sierras del sureste peninsular. En todos esos lugares descenderá la cota de nieve a entre 500 y 700 metros, aunque con tendencia a subir a lo largo del domingo.

“Con esas cotas de nieve, ya nos podemos imaginar que las temperaturas serán frías durante todo el fin de semana, con heladas en amplias zonas del interior, especialmente en las dos mesetas y en zonas de páramos. En puntos elevados de montaña podrán ser fuertes y persistir durante todo el día, es decir, en zonas altas es posible que se esté a bajo cero durante toda la jornada”, subrayó Del Campo.

Los termómetros a duras penas llegarán a entre 5ºC y 8ºC en buena parte de la mitad norte, y en la Meseta Sur se quedarán por debajo de 10ºC. El ambiente más cálido estará en el litoral de Murcia y de Almería, donde podrían llegar a 18ºC.

“En general, durante el fin de semana tendremos un ambiente plenamente invernal, con una sensación de frío, además, acrecentada por los vientos del noroeste, que soplarán con fuerza en amplias zonas de la península, especialmente en montañas y litorales”, recalcó Del Campo. Ello favorecerá que haya un temporal marítimo con olas de seis metros en el Cantábrico y de tres metros en el Mediterráneo.

Mientras, en Canarias remitirá el episodio de precipitaciones abundantes de los días previos y durante el fin de semana sólo se esperan lluvias débiles en el norte de las islas de mayor relieve e intensos vientos alisios.

PRÓXIMA SEMANA

Por otro lado, Del Campo señaló que “la próxima semana comenzará con una tendencia a la estabilización del tiempo”, aunque aún habrá precipitaciones en el extremo norte peninsular y en zonas montañosas del resto de la mitad norte.

En la mayor parte de España quedarán sólo intervalos nubosos y no lloverá. Además, las temperaturas irán subiendo, con lo que las heladas se quedarán restringidas a áreas de montaña.
(SERVIMEDIA)

Únete a la COMUNIDAD de usuarios del grupo GLOBATIUM para redactores, fotógrafos, periodismo ciudadano, etc...

Intercambiar, aprender y abrir nuestras posibilidades de expresión y participación.

Te puede interesar