Publicado en: La Esquina

En video, Clinton habla sobre el abstencionismo en Estados Unidos

En 37 estados que tienen el sistema de votación anticipada, o sea, en los que se puede votar por correo, por Internet o en centros de votación, antes del día de las elecciones ya habían votado más de 30 millones de electores.

Esto supera con creces los que votaron anticipadamente en el 2014, y en algunos lugares ya han votado más que todos los que votaron en la intermedias del 2014.

Se calcula que puede producirse un récord de votación para estas elecciones intermedias, lo que significaría que pudieran votar hasta el 55 por ciento de los votantes, o sea, quedaría un 45 por ciento de abstención.

Entonces, ¿a qué se refería hace más de un año el expresidente Clinton?

Hablando de participación. Así amanecieron los colegios electorales en Arlington, Virginia. La imagen se repite al arrancar la jornada electoral por otras partes de la costa Este estadounidense. Foto: @Polly_evro/ Twitter.

Infografía: Cubadebate.

Lea además:

 

El voto anticipado visto por The New York Times

Elecciones de medio término de EE.UU. (Foto: AFP)

Más estadounidenses están sacando provecho de los votos en ausencia y los votos tempranos en las elecciones de medio término de 2018, con más de 39 millones de votos registrados en todo el país hasta este martes. En 28 estados y Washington DC, el voto anticipado superó las cifras reportadas en las elecciones de medio término de 2014.

(En la jornada de este martes, las primeras urnas cierran a las 6.00 p.m. (Hora del Este), en Indiana y Kentucky, y las últimas siete horas después, en Alaska).

Las elecciones de medio término o midterms tienden a atraer menos votantes que las presidenciales. En 2016, más de 47 millones de votos fueron registrados tempranamente en las presidenciales, comparados con 27 millones en las midterms de 2014. Sin embargo, este año el voto adelantado -que mide tanto el voto en ausencia como el voto en persona anticipado- ha excedido el de hace cuatro años.

“Estamos en territorio desconocido con la dimensión de este voto”, dijo Michael P. McDonald, profesor asociado de Ciencias Políticas en la Universidad de la Forida, quien sigue el voto temprano. “En algunos estados, está más cerca de las elecciones presidenciales que de las elecciones de medio término de 2014”.

Treinta y siete estados y Washington DC permiten alguna forma de voto temprano, con políticas y plazos que varían según los estados. La mayoría de esos estados también permiten el voto en ausencia.

Estados populosos como Texas, que tienen una carrera por el Senado seguida de cerca y algunas campañas reñidas por la Cámara de Representantes este año, están dando un gran impulso a la concurrencia del voto anticipado. Pero el voto temprano es incluso mayor en algunos estados sin elecciones muy competitivas, como son Maryland y Luisiana.

Kat Calvin, fundadora de Spread the Vote, una organización sin fines de lucro, ve este crecido compromiso político como una respuesta al presidente Trump y las políticas de su administración. “Dado el estado en que está el país ahora mismo, hay muy poca gente que no sepa que hay unas elecciones y que importan”, dijo. “La gente de ambos lados políticos está realmente entusiasmada”.

Estados en que el nivel de voto anticipado superó el de 2014: Utah, Nevada, Arizona, Texas, Tennessee, Montana, Florida, Nuevo México, Georgia, Dakota del Norte, Carolina del Norte, Kansas, Iowa, Maryland, Ohio, West Virginia, Wyoming, Idaho, Illinois, Washington, D.C., Minnesota, Vermont, Maine, Massachusetts, Wisconsin, Indiana, Luisiana, Oklahoma, Nueva Jersey.

(Tomado de The New York Times/ Traducción: Cubadebate)

DEJA UNA RESPUESTA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.