Ryleigh Taylor, una estadounidense de 11 años, fue con su familia a un lago de Tennessee con la idea de pescar. Sin embargo, lo que ‘cazó’ fue el fósil completo de un trilobite de 475 millones de años.

Según medios locales, el sorprendente hallazgo se produjo cuando la niña se separó de sus padres para dar un paseo en solitario alrededor del lago. Caminando por las rocas, avistó lo que al principio le pareció un insecto incrustado en la superficie, pero al acercarse comprendió que se trataba de un fósil.

Su familia se puso en contacto con el profesor Colin Sumrall, de la Universidad de Tennessee, quien confirmó que se trataba de un fósil completo de un trilobite ―un artrópodo marino extinto― de 475 millones de años. El investigador indicó que generalmente su exoesqueleto se destruía en cientos de pequeños pedazos cuando la criatura crecía, por eso es una “suerte” haber hallado un fósil con todas sus piezas intactas.

(Vía: cubadebate)

DEJA UNA RESPUESTA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.