Magpie, el mayor templo vintage en España, cumple 10 años y se propone celebrarlo por todo lo alto. Diez años han pasado desde la primera vez que abrió sus puertas este santuario de ropa y complementos únicos de los 20 a los 90’s. “Nosotros no vendemos segunda mano, vendemos “piezas” vintage compatibles con la vida y la moda actual, siempre en las mejores condiciones, limpia y a un precio justo”, señala su directora, Olaia Salgueiro

Magpie es una de las tiendas de moda vintage más famosas en España, situada en la céntrica calle de Velarde número 3, en pleno barrio de Malasaña, cumple ahora 10 años y quiere celebrarlo por todo lo alto dando a conocer todas las maravillas que en ella se albergan.

Magpie ya prometía desde su apertura en diciembre de 2008. Comenzó cosechando éxitos en la zona y poco a poco se fue popularizando hasta que empezaron a comprar en ella personas de todos los rincones de Madrid por su enorme colección en constante renovación, su trato exquisito y su inigualable relación calidad/precio.

“Nos gusta el vintage porque tiene una calidad diferente a la de la ropa actual, pero la auténtica magia del vintage” dice su dueña, Olaia Salgueiro, “es que no es sólo ropa; cada prenda es una historia”.

Qué encontrar en Magpie
De entre las muchas tiendas especializadas de la zona tienen la mayor variedad de sombreros y tocados, cinturones, bolsos, joyas, gafas, corbatas, guantes y calzado. Magpie ofrece las prendas más exclusivas y populares de las diferentes décadas y países entre curiosidades e iconos como trajes de bordado tirolés, camisetas de Naranjito o incluso vestidos de novia. Y un detalle digno de mención: disponen de artículos de marca antiguos, “Vintage de lujo”: carteras CH, trajes de baño de Valentino, Louis Vuitton a veces, y en ocasiones auténticos vestidos Moschino o Balenciaga.

Década de los sesenta: en esta década las mujeres comienzan a sentir la necesidad de un cambio radical respecto a los ideales de belleza de las décadas anteriores. Este pensamiento se ve reflejado en la sensualidad aniñada y sin curvas. La minifalda hace su aparición estelar y el furor por lo espacial impulsa el blanco y el plateado.

Los 70`s: El movimiento hippie fue el estilo predominante durante esta década. Los pantalones de campana, los brillos y las plataformas fueron los must del momento. En Londres, sin embargo, los pantalones se estrecharon y se acompañaron de tachuelas, rotos, púas y tartán escocés. También fue la década en la que, por primera vez, la alta costura miró a la calle para encontrar inspiración.

Flashback a los 80´s: sin duda, unos años que marcaron un punto de inflexión en la moda; color, exageración y experimentación que puede que se recuerde con cariño o haga llevar las manos a la cabeza. Tendencias unisex que vuelven o han permanecido latentes como las riñoneras, las gafas Ray Ban, gargantillas o esas míticas hombreras que se lucían acompañando a, cuánto menos exagerados, cardados de pelo. Los lunares, estampados, los colores vibrantes, complementos grandes y vistosos etc. Todo valía en los 80. Una época en la que la apuesta por lo original dejó looks de lo más divertidos y transgresores.

Década de los 90, cultura pop: tras unos extravagantes y locos 80, la moda se relajó, se volvió casual, basada en la variedad y no en una tendencia concreta y duradera. Se dejaron atrás los colores fluorescentes y los tamaños exagerados para apostar por la simplicidad y el minimalismoEstilo vaquero, vestidos entallados y lenceros, camisas de cuadros, bómbers que han vuelto a los armarios veinte años después etc. la comodidad y versatilidad en las prendas eran las claves de esta expresión de la moda influenciada por estilos musicales como el grunge. Se popularizan los pearcings, los collares choker y las blusas atadas y top que vestían las influyentes Spice Girls o supermodelos como Cindy Crawford.

Qué es la moda vintage
La palabra vintage proviene de la voz francesa vendenge, o vendimia: al igual que un Gran Reserva, hay prendas cuyo valor se incrementa con los años porque se trata de prendas de las épocas que se hubieran querido vivir y no se viven. Ahora se puede a través de Magpie.

Se considera que una prenda es vintage cuando tiene cierta edad, pero todavía no es una antigüedad, aunque el transcurso de los años le ha ido otorgando más valor.

En la actualidad, el regreso al pasado en el mundo de la moda se ha convertido en una sed y cada vez es mayor el número de Street stylers que incorporan en sus looks prendas y accesorios vintage. Una curiosidad: el look sport que predominaba en España en los 90 será esta primavera-verano 2018 la tendencia vintage más “in”.

Magpie es Reducción, Reutilización y Reciclaje
La moda Vintage tiene estrecha relación con el consumo responsable y sostenible. Ser consumidores de ropa y complementos Magpie, cumple con las 3 R’s: Reducción, Reutilización y Reciclaje.

Reducción de materias primas y de la huella de carbono, que significa la fabricación de ropa nueva y la comercialización y distribución de éstas.

Reutilización y Reciclaje, porque es una segunda oportunidad a aquellas prendas y evitar tirarlas sólo porque una vez pasaron de moda.

Magpie contribuye a mantener un planeta sano, ya que en el mundo de la moda vintage no entran en juego los costes de producción, los residuos y la contaminación que los grandes fabricantes de ropa utilizan en cada uno de los pasos hasta que el producto en sí llega al consumidor final (cadena de producción).

Famosos que lucen prendas Magpie
Magpie es referente de lo vintage, dentro y fuera de España, por ello algunos rostros conocidos optan por lucir las prendas retro que más se adapten a ellos. La famosa actriz de Juego de Tronos, Sophie Turner y su novio Joe Jonas, entre otros, son clientes de Magpie, al igual que ocurre con la popular estilista nacional Natalia Ferviú o Mario Vaquerizo.

DEJA UNA RESPUESTA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.