El Gobierno de España califica la violencia en Cataluña de «generalizada» y «coordinada»

La Moncloa asegura que las manifestaciones no son un "movimiento ciudadano pacífico, sino coordinado por grupos".

0
83

Tras la segunda jornada de protestas en varias ciudades catalanas, el Gobierno español calificó la situación como una violencia generalizada usada por una «minoría» para romper la «convivencia».

«Una minoría esta queriendo imponer la violencia en las calles de las ciudades catalanas, especialmente Barcelona, Tarragona, Girona y Lleida», señaló la Moncloa en una nota de prensa tras las manifestaciones de este martes frente a las Delegaciones y Subdelegaciones del Gobierno español en Cataluña.

El Gobierno de España denunció la violencia «generalizada» en todas las protestas. La Moncloa aseguró que no se trata de un «movimiento ciudadano pacifico», sino que es coordinado por «grupos que utilizan la violencia en la calle para romper la convivencia en Cataluña».

Además de reconocer «la labor de las fuerzas y cuerpos de seguridad de Estado», el Gobierno español advirtió que garantizará la seguridad y la convivencia en Cataluña «siguiendo su compromiso de firmeza, proporcionalidad y unidad».

Cientos de personas se congregaron la tarde de este martes en Barcelona, frente a la Delegación del Gobierno de España, para protestar contra la sentencia del Tribunal Supremo que condena a nueve líderes independentistas catalanes a penas de prisión de entre 9 y 13 años por su implicación en el proceso independentista de Cataluña.

Algunos manifestantes colocaron una valla frente a los policías, que lanzaron una carga con porras contra todas las personas presentes, en medio de insultos y gritos. Al menos tres personas fueron detenidas por las autoridades, de acuerdo con medios locales.

En otros puntos de la comunidad autónoma española se produjeron concentraciones frente a la Delegación del Gobierno español.

Más información, en breve.